Recibiendo la Bendición del Cardenal Lacunza

La visita del Cardenal Lacunza en nuestras oficinas en Parque Lefevre nos hizo reflexionar y dar gracias. Estamos eternamente agradecidos por su visita.

Nos inspiró a compartir esta bonita oración con ustedes:

Te doy gracias, Señor,
porque puedo trabajar.
Bendice mis labores y las de
mis compañeros.
Danos la gracia de conocerte a través
del trabajo de todos los días.
Ayúdanos a ser servidores
incansables de los demás.
Ayúdanos a hacer de nuestro
trabajo una oración.
Ayúdanos a descubrir en el trabajo
una posibilidad de construir
un mundo mejor.
Maestro, como el único que puede
saciar nuestra sed de justicia,
concédenos la gracia de liberarnos
de toda vanidad y de ser humildes.
Te doy gracias, Señor,
porque puedo trabajar.
No permitas que a mi familia le falte el sustento
y que en cada hogar haya siempre lo necesario
para vivir dignamente.

Amén

 

Posted on 29 de abril de 2016 in Eventos

Share the Story

About the Author

qw
Back to Top